viernes, 7 de septiembre de 2007

Exploradores, batallones infantiles y boy-scouts

***
DEPORTES Y JUEGOS TRADICIONALES

Por José Antonio ADELL CASTÁN y Celedonio GARCÍA RODRÍGUEZ
En la guerra angloboer (1899-1900), el coronel sir Robert Baden-Powell, para defender la plaza de Mafeking, organizó a los muchachos de la ciudad, formándoles en un cuerpo disciplinado para servir en las líneas de exploración, en sustitución de los cadetes.
.
El resultado de la experiencia fue excelente. Baden-Powell ya había instruido unos años antes a la tropa en tiempos de paz, dando clases de exploración y de maniobras de campaña.

En 1907 Baden-Powell organizó en Brownsea un campo de ejercicios para jóvenes que se educaban para exploradores; la instrucción se basaba en los procedimientos que había seguido para instruir a los soldados, e inspirándose en los procedimientos de los zulús y otras tribus africanas. Estos sistemas eran un reflejo de las doctrinas sociales de Epicteto y una reminiscencia de los métodos espartanos y de los empleados por los antiguos sajones para la formación de los muchachos.

Baden-Powell estudio, asimismo, el Bushido o código del honor y la caballería de los japoneses y el método de John Founds para el trato de los niños y cultura física de los mismos. También examinó los sistemas practicados por William Smith, Seton-Thompson, Dan Beard y otros. Fruto de estos estudios fue la publicación de tres libros, uno de ellos titulado Boy Scout Scheme.
.
En Inglaterra ya existían algunas organizaciones dedicadas a atender a los muchachos fuera de la escuela, las llamadas "brigadas"; sin embargo, el movimiento en favor de los nuevos exploradores fue considerable. En 1910 había tomado tal incremento que Baden-Powell se retiró del deber de las armas para dirigir aquel movimiento en calidad de jefe.

Los exploradores en España y en Aragón

En España se implantan los exploradores en 1911, adquiriendo rápidamente un notable desarrollo. El 26 de febrero de 1920 se declaró por R.D. institución nacional.

Según señala José Ramón García en la Gran Enciclopedia Aragonesa, en 1913 se funda en Zaragoza la primera agrupación local de exploradores, dirigidos por personalidades aragonesas como José Gari, Ricardo Royo Villanova, Patricio Borobio, Andrés Giménez Soler, José Conde, etcétera. También nos dice que en 1918 hay ya exploradores en Barbastro y que al poco tiempo se fundan tropas en Huesca, Gallur, Borja, Tarazona, Calatayud, etcétera.

Completando la información de José Ramón García, podemos afirmar que en 1913 ya había exploradores en Huesca, en 1914 los encontramos en Calatayud y en 1916 en Barbastro y en Almonacid de la Sierra.

Esta altruista institución progresó en Huesca con rapidez, contando con el apoyo del Ayuntamiento, proporcionándoles un local para sus actividades: A mediados de julio de 1915 el Excmo. Ayuntamiento de Huesca les cedió gratuitamente el salón principal de la antigua Alhóndiga o Almudí, en el Coso Bajo.

El guidismo o movimiento escultista femenino comienza en 1929 en Zaragoza, denominándose inicialmente "Exploradoras" y después "Muchachas Guías".

José Ramón García resume este método educativo basado en la pedagogía activa, con cinco punto fundamentales: el juego, el compromiso (ley y promesa scouts), la vida de equipo ("patrulla"), el sentido de progresión personal y la vida en la naturaleza.

Festivales de los exploradores aragoneses

Exploradores realizando ejercicios en el Canal Imperial de Zaragoza.
*
En Aragón los exploradores se dieron a conocer inmediatamente, participando en festivales organizados en las fiestas de las ciudades y en los pueblos más grandes de Aragón. Sus espectaculares actuaciones en plazas de toros o en las plazas de los pueblos tuvieron con frecuencia carácter benéfico.

En 1913, año que José Ramón García señalaba como la fecha en la que se fundó en Zaragoza la primera agrupación local de exploradores, en Huesca se había formado tres grupos de exploradores, denominados del "Toro", del "Gato" y del "Gallo". Estos grupos oscenses actuaron en un festival celebrado durante las fiestas de San Lorenzo, al que invitaron a los "boy-scouts" zaragozanos, que realizaron en el Campo de la Estación un programa consistente en: desfiles, ejercicios gimnásticos, luchas greco-romanas y luchas con picas.

Las fiestas oscenses de 1914 también acogieron un festival de los exploradores a beneficio de los exploradores pobres. Con este fin, las chicas de la capital donaron artísticas flores. La actuación de los exploradores se ajustó al siguiente programa:
  1. Desfile general de todos los exploradores a los acordes de su himno.
  2. Carrousel a pie, que consistirá en marcha, formaciones, evoluciones, etcétera.
  3. Práctica de sanidad y semáforo de banderas.
  4. Luchas greco-romanas.
  5. Construcción de la "Pasarela Himalaya".
  6. Gimnasia sueca.
  7. Carreras de cintas en bicicleta.
  8. Desfile.
Los más de sesenta exploradores que participaron en el festival, contaron con la cooperación de la banda del Regimiento Aragón. La plaza de toros, escenario del festival, presentó un aspecto animadísimo, según narraba Banzo en una crónica de El Noticiero (14 de agosto de 1914).

También en 1914 la Plaza de toros de Calatayud acogió un festival en el que tomaron parte los Exploradores y el Batallón infantil, dirigidos por el Sr. Marquina, y en el que intervinieron las bandas de música militar y la de la población. Los Exploradores ejecutaron ejercicios de la gimnasia sueca, saltos de escala, formaciones de guerrillas y un cuadro de formación. Ambos grupos, como era habitual, concluyeron cantando sus himnos.

La Plaza de toros de Barbastro también acogió en 1916 otro festival de los exploradores locales, invitando al acto a las autoridades, corporaciones, entidades y a lo más selecto de Barbastro, dejando paso franco a todo el que quisiera presenciar la fiesta, considerada, "tan patriótica y simpática". La música del regimiento de Aragón amenizó las ejecuciones de los niños, realizadas con precisión, soltura y marcialidad, a las órdenes de sus jefes instructores.

Los exploradores y el deporte

Los grupos de exploradores aragoneses se caracterizaron por una intensa y variada actividad deportiva, ya en sus primeros años de existencia, en un Aragón vacilante, hasta el decisivo impulso deportivo de los años veinte.

En esta época comienzan a desarrollarse los deportes modernos, aunque adoptando y adaptando algunos ya existentes, "propios del país", y otros típicos de la enseñanza militar. Acudían a las fiestas de pueblos y ciudades a realizar demostraciones, en los denominados festivales, y organizaban campeonatos y concursos de diferentes deportes.
.
Exploradores en el Moncayo
Siguiendo estas pautas, en septiembre de 1915 los exploradores de Zaragoza organizaron un concurso de pruebas atléticas, consistentes en: carreras, salto de altura, de anchura, con bordón, lucha y lazo.

Un mes después, coincidiendo con las fiestas del Pilar, los "escultistas" organizaron en la arboleda de Macanaz un concurso, con motivo de la bendición de la bandera y la promesa de nuevos exploradores, en el que podían tomar parte los Exploradores de España que lo desearan en las siguientes pruebas: carreras de velocidad de 50 y 100 m., saltos de altura, temáforos por equipos de dos parejas elegidas dentro de cada grupo y esgrima (poule de un solo golpe de sable y espada).

Otro deporte en pleno auge en la época era el fútbol. Los exploradores zaragozanos, bajo el nombre de "Agrupación de Exploradores" organizaron un equipo de fútbol para jugar contra otras sociedades deportivas: la "Unión Velo Sport", la "Gimnástica, etcétera.

Se ejercitaban en toda clase de "sports", según la terminología de la época. Los domingos, en época estival, tenían costumbre de combinar las salidas al campo con la práctica de la natación. También cultivaban la música y el canto.

Publicado en “Cuadernos Altoaragoneses”, suplemento del Diario del Altoaragón, Domingo, 12 de abril de 1998
********

No hay comentarios: